¡Ojo con el periodista!

Reproduzco una nota aparecida en la sección GENT del diario Ara del martes 8 de diciembre:

Justin Theroux diving

Si ya la habéis leído, los que no tengáis unas nociones básicas de buceo creeréis que practicarlo es algo muy peligroso y los que tengáis alguna noción sobre el tema seguramente pensaréis que el periodista no tiene ni idea de lo que explica y que seguramente Justin Theroux (JT), el protagonista de la noticia, es algo justito y tiene mucha fantasía o el monitor que le acompañaba un inepto peligroso.

Hay que dejar claro de entrada que lo que JT llevaba en la espalda, sin ninguna duda, era una botella llena de aire a presión y no de oxígeno. Aire, el mismito que respiramos (80% de nitrógeno y 20% de oxígeno, por simplificar) sólo que a una presión que el regulador se encarga de disminuir para suministrarla a la que requieren los pulmones del buceador en cada momento, según la profundidad a la que esté. Es lo habitual en buceo deportivo. Y no importa si lo que llevaba era aire enriquecido en oxígeno porque, en esencia, las pifias de la crónica serían las mismas. ¿Cuántas veces habéis leído que si las bombonas de oxígeno, las botellas de oxígeno…? Pues no, es aire. El oxígeno también se usa en buceo pero eso es harina de otro costal, destinado a los expertos que no les importa jugarse la piel.

Suspendido el periodista por desinformar.

JT explicaba en una entrevista en la tele que estuvo a punto de ahogarse mientras buceaba, que detectó que el “oxígeno de su bombona” (sic) estaba a punto de agotarse. ¡Bravo! Se supone que si se dio cuenta debía ser porque su manómetro le indicaba que estaba casi a cero (y lo debió ver de casualidad, porque si lo hubiese estado consultando durante el buceo —que es lo que hay que hacer, y es elemental—habría acabado la inmersión a su tiempo, sin ninguna incidencia) o porque no llevaba manómetro (!!??) o porque le dejó de funcionar (raro)  y buceaba sin saber el aire que consumía y le quedaba. En cualquier caso se trataría de una gravísima negligencia del centro de buceo y del monitor, por no equipar adecuadamente a JT o, si el equipamiento era el correcto, por no asegurarse de que JT, si no tenía licencia de buceador, por lo menos sabía lo que se hacía antes de entrar al agua (y se trataba de una inmersión a poca profundidad, claro).

Lo que es desternillante, y no hace falta tener ninguna noción de buceo, es que “… va aconseguir que el seu monitor —que no sabía anglés— entengués que s’ofegaria en breus instants”. Bajo el agua, si no es que vas equipado con una máscara con intercomunicador, ya puedes hablar esperanto, swahili o cantar misa, que tu compañero no se va a enterar de lo que le dices. Hay un lenguaje de signos básicos  internacional que cualquier persona que se sumerja, aunque sea su primera vez y por mucho intercomunicador que lleve, ha de conocer.

Yo más bien creo que JT cuenta una incidencia que no pasó exactamente como la explica o que el cronista de la noticia pone mucho de cosecha propia.

En cualquier caso el responsable de la sección GENT del Ara debería tener más cuidado con las notas que le llegan de agencia y que publica sin revisar. Aunque se trate de una sección de frivolidades de la vida mundana no tiene por qué faltar el mínimo rigor exigible. Esta nota se la tendrían que haber ahorrado.

Y me pregunto: ¿cuántas noticias y artículos sobre contenidos de los que lo desconozco todo, y el periodista también, me habré tragado dándolos por buenos?

Anuncis

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s

%d bloggers like this: